OFRECE 110.000 EUROS A LOS AFECTADOS

OFRECE 110.000 EUROS A LOS AFECTADOS

La empresa responsable del vertido afirma que no pudo hacer nada

MAL asegura que las causas aún se desconocen y que no podía prever el accidente.

La empresa de aluminio húngara MAL, propietaria de la represa de una sustancia tóxica que sufrió el pasado lunes una rotura, causando una catástrofe medioambiental en el oeste de Hungría, asegura que no pudo prever el accidente, ni hacer nada para evitarlo. 

En un comunicado colgado en la página web de la empresa, la compañía de aluminio asegura que "hasta el momento no se han podido precisar cuáles fueron las causas de la catástrofe". 

La compañía señala que el barro rojo, un residuo de la producción de aluminio, "no es calificado como residuo peligroso según los estándares de la Unión Europea (UE)". 

Además, destaca que según las imágenes aéreas, el 98 por ciento del barro rojo sigue dentro de la balsa. La dirección de la empresa reiteró que lo que sucedido no fue un error suyo y ofrece 30 millones de florines (unos 110.000 euros) como ayuda urgente a los habitantes de las localidades afectadas por el vertido del barro tóxico. 

MAL asegura además que ha iniciado las obras para reconstruir el dique y realizará otras para evitar nuevas roturas. Por otra parte, propone la formación de un comité internacional para aclarar los detalles del accidente.

HUNGRÍA RECLAMA EXPERTOS

Hungría ha reclamado a través del mecanismo de protección civil de la Unión Europea asistencia internacional urgente para combatir la contaminación provocada por el vertido de lodo tóxico en la ciudad de Adja.


En concreto, las autoridades húngaras han pedido entre 3 y 5 expertos con experiencia en el tratamiento de fango tóxico, descontaminación y mitigación de los daños medioambientales.

El Ejecutivo comunitario ha comunicado de inmediato la petición a los 31 países que participan en el mecanismo de protección civil y espera respuestas pronto, según ha informado en un comunicado.

Desde el 4 de octubre, Bruselas ha estado en estrecho contacto con las autoridades húngaras para reunir información sobre el siniestro y para responder rápidamente en caso de petición de ayuda por parte de Hungría.

"Hungría se ha visto afectada por una catástrofe medioambiental. Desastres como este no se detienen en las fronteras nacionales y una respuesta Europea puede ayudar a proporcionar la asistencia más eficaz posible. En este momento de necesidad, pido a todos los Estados miembros que respondan con generosidad a la petición de Hungría", ha dicho la comisaria responsable, Kristalina Georgieva.

EFE | Budapest | Actualizado el 08/10/2010 a las 10:14 horas

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.