SEGÚN UN ESTUDIO

SEGÚN UN ESTUDIO

Los aspectos sociales son claves para fomentar la actividad física de pacientes con EPOC

Los factores sociales, como cuidar a los nietos o tener un perro, son tan importantes como los biológicos para fomentar la actividad física en los pacientes que padecen EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructuctiva Crónica), según un estudio realizado por investigadoras del Instituto de Salud Global (ISGlobal) y publicado en la revista Thorax.

Los aspectos sociales son claves para fomentar la actividad física de pacientes con  EPOC
Los aspectos sociales son claves para fomentar la actividad física de pacientes con EPOC | Agencias

El equipo, coordinado por Judith Garcia-Aymerich, ha observado que los pacientes con EPOC, que cuidan de los nietos o que pasean al perro, realizan más actividad física y de mayor intensidad que el resto.

Por ello, los expertos insisten en la importancia de que estos pacientes lleven un estilo de vida saludable y activo y que las estrategias para conseguirlo no se centren solo a través de tratamiento farmacológico o rehabilitación pulmonar.

"Actualmente se trata la actividad física, no solo en el caso de la EPOC, sino también en otras enfermedades crónicas, como un proceso meramente biológico", afirma Garcia-Aymerich. “A nuestro entender esta es una visión limitada que hace que a día de hoy todavía no se hayan encontrado intervenciones efectivas para que estos pacientes puedan aumentar su actividad física a largo plazo”, añade.

Así este nuevo estudio se ha centrado en evaluar los efectos sociales y ambientales que determinan las actividad física de las personas con EPOC, por lo que se contó con la colaboración de 410 pacientes de cinco municipios del área metropolitana de Barcelona.

Los participantes aportaton distintos datos sobre hábitos cotidianos, su estatus socioeconómico, salud física y mental y la distancia entre el domicilio y espacios verdes o azules, entre otros. Paralelamente, se hizo un seguimiento individualizado del tiempo y la intensidad de la actividad física realizada a lo largo de una semana mediante acelerómetros.

La conclusión del estudio permitió observar que en los casos de personas que cuidan de los nietos o sacan el perro a pasear hay una asociación significativa con una actividad física más prolongada y de mayor intensidad. En cambio, no se observaron relaciones entre los niveles de actividad física y otros factores como el barrio de residencia o la proximidad del domicilio con respecto a espacios verdes o azules.

"Los resultados de este estudio ponen de manifiesto la necesidad de considerar los aspectos sociales a la hora de promocionar y estimular la actividad física en personas con EPOC. Preguntar por el contexto social, los roles familiares, las relaciones interpersonales o las preferencias de ocio de los pacientes podría ayudar en el abordaje terapéutico de la actividad física", concluye Ane Arbillaga, investigadora de ISGlobal y primera autora del estudio.

Constantes y Vitales | SINC | Madrid | Actualizado el 03/08/2018 a las 19:56 horas

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.