SEGÚN UN ESTUDIO

SEGÚN UN ESTUDIO

Descubren en los chimpancés un gen que codifica proteínas contra el VIH

Científicos de la Escuela de Medicina de la Universidad de Stanford, en EEUU, han descubierto que una variante genética en chimpancés salvajes de Tanzania, probablemente les protege de sucumbir rápidamente al equivalente de los primates del virus de la inmunodeficiencia humana.

Investigación sobre VIH
Científico investiga sobre el VIH. | Agencias

Los chimpancés salvajes habitan en el Parque Nacional de Gombe Stream, un área de 35 kilómetros cuadrados donde se han observado desde que la famosa primatóloga Jane Goodall, comenzara a estudiarlos hace más de 50 años.

Una variante genética es una diferencia de origen natural en la secuencia de ADN de un gen. Parte de la variante del chimpancé que identificaron los científicos se asemeja a la de una variante humana análoga conocida por frenar la progresión del virus de la inmunodeficiencia humana al sida.

Este gen está sujeto a presiones evolutivas que normalmente hacen que cambie rápidamente con el tiempo evolutivo, lo que resulta en muchas variantes con diversas secuencias. 

Así que la sorprendente similitud de una sección del chimpancé y un tramo de la variante humana implica dos cosas, según Peter Parham, profesor de Biología Estructural y de Microbiología e Inmunología.

En primer lugar, los homínidos han estado luchando contra virus similares al VIH, ya que las dos especies relacionadas divergieron hace unos cinco millones de años. 

En segundo lugar, porque esa sección particular de la variante genética no ha cambiado mucho desde entonces, por lo que probablemente juega un papel importante en el aumento de la supervivencia entre los que la heredan.

"Sólo una parte de la secuencia de la variante del gen del chimpancé se parece mucho a la humana, lo que inmediatamente nos dice que ésta es la parte importante del gen", afirma Parham, autor principal del estudio que describe los hallazgos. 

En su opinión, desbloquear esta importante secuencia podría producir no sólo conocimientos biológicos sino también farmacéuticos o, algún día, tal vez incluso aplicaciones de terapia que mejoren la capacidad de las personas infectadas.

Agencias | Madrid | Actualizado el 04/08/2018 a las 05:57 horas

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.