DEBIDO A SUTILES CAMBIOS EN LOS PROCESOS CEREBRALES

DEBIDO A SUTILES CAMBIOS EN LOS PROCESOS CEREBRALES

El Alzheimer podría detectarse 30 años antes de sus primeros síntomas

Un nuevo estudio podría haber demostrado que la aparición del Alzheimer sería detectable 15 años antes de que comiencen a aparecer sus primeros síntomas, debido a una serie de cambios producidos en los procesos cerebrales. Además, según una investigación más profunda, podría aumentarse esa cifra hasta los 30 años.

Imagen de archivo de una pareja de ancianos
Imagen de archivo de una pareja de ancianos | Agencias

El análisis del líquido cefalorraquídeo y de las imágenes del cerebro de casi 300 personas entre 1995 y 2013 ha demostrado que podría ser posible detectar la futura aparición de enfermedades neurodegenerativas como el Alzheimer, hasta diez o quince años antes de que comiencen a aparecer los primeros síntomas. Además, una investigación en mayor profundidad podría aumentar esta cifra hasta situarla en 30 años.

Este estudio se basa en 290 participantes, cognitivamente sanos y mayores de 40 años, con algún familiar con demencia del tipo del Alzheimer. A lo largo de distintos análisis de las muestras de líquido cefalorraquídeo, así como a través de exploraciones cerebrales de resonancia magnética, los autores del estudio consiguieron detectar cambios sutiles en la actividad cerebral.

Más adelante, en el momento de llevar a cabo la última prueba de esta investigación, se detectó que 81 de los 290 participantes habían terminado por desarrollar algún tipo de demencia relacionada con el Alzheimer en distintos grados de madurez.

Además de los cambios en los procesos cerebrales que sufrieron estas personas, y que se habían comenzado a detectar hasta 13 años antes, se observó también un aumento en la tasa de cambio de la proteína Tau, considerada durante mucho tiempo un marcador de primer grado relacionado con el Alzheimer.

No obstante, a pesar de los avances relacionados con la prevención de una enfermedad, que de momento no cuenta con fármaco o terapia capaz de frenar o detener su avance, los científicos detrás del estudio advierten de que los cambios cerebrales varían en gran medida dependiendo de la persona. Por tanto, no se deben adelantar conclusiones, puesto que los resultados de sus investigaciones reflejan los cambios producidos en un pequeño grupo de sujetos.

Constantes y Vitales
  Madrid | 16/05/2019

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.