SEGÚN LA FUNDACIÓN ESPAÑOLA DEL CORAZÓN

SEGÚN LA FUNDACIÓN ESPAÑOLA DEL CORAZÓN

Cinco consejos para un corazón sano

El corazón es el músculo y, al mismo tiempo, el órgano más importante del cuerpo. Por eso es importante que sepamos cómo cuidarlo. Os damos cinco claves para gozar de una buena salud cardiovascular.

La vida no sería posible sin el bombeo constante del corazón. Porque gracias a esta acción, se produce la circulación de una serie de sustancias necesarias por las miles de células del cuerpo. “El corazón, con su acción impulsora, permite que la sangre, y las sustancias que transporta, circulen adecuadamente a través de las venas y de las arterias”, explican desde la Fundación Española del Corazón (FEC). Un circuito de ida y vuelta que es esencial mantener sano, gracias a una serie de sencillos pasos.

1. Dieta mediterránea

Dieta mediterránea | Sinc

Para mantener un sistema cardiovascular sano, lo más recomendable es adaptar una dieta baja en sal, con poco azúcar y no demasiadas grasas. Es decir, una dieta que sea rica en fruta, verdura, pescado y carnes blancas.

2. Evitar el consumo de alcohol y drogas

El alcohol mata a mas de tres millones de personas al ano la mayoria hombres | Sinc

El alcohol y las drogas resultan muy perjudiciales para el sistema circulatorio. El alcohol, de hecho, es un depresor que puede provocar desde mala circulación sanguínea, pulso desacelerado y dificultad en la respiración; hasta una alta presión y problemas cardiovasculares.

3. Evitar el tabaco

Tabaco | Objetivo Bienestar

Al igual que en el punto anterior, la FEC recomienda evitar el tabaco debido a los tóxicos que contiene, como nicotina y monóxido de carbono.

4. Realizar ejercicio de forma regular

El ejercicio regular es beneficioso para la salud respiratoria de los fumadores | Sinc

Lo recomendable sería evitar una vida sedentaria, con no más de media hora diaria de ejercicio moderado.

5. Dormir bien

Imagen de una persona durmiendo | Archivo

Distintos estudios avalan los beneficios de dormir entre siete y ocho horas cada día, así como los perjuicios de no llegar a ese número de horas. Ya que la mala calidad del sueño aumenta los riesgos de sufrir una enfermedad cardiovascular grave.

Agencias | Madrid | 25/03/2019

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.