Una sesión de baño árabe se divide en tres espacios distintos: uno de agua caliente , otro de agua templada y finalmente el de agua fría.

La primera sala de agua caliente sirve para dilatar los poros y preparar nuestro cuerpo para el resto del recorrido. La sala tempalada facilida la limpieza y exfolia la piel. El último espacio de agua fría servirá para que descansemos y recuperemos la temperatura de nuestro cuerpo con un buen masaje tonificador.

En recorrer las tres salas se tarda alrededor de una hora y media.

El agua posee infinidad de propiedades curativas y se asocia a la purificación y a la sensación de bienestar. El baño nos conecta nuestro cuerpo y nuestra mente con la energía del agua. Los beneficios y las ventajas de un baño caliente son muy numerosas, tanto para el cuerpo como para la mente.

BENEFICIOS PARA EL CUERPO

Limpieza en profundidad de la piel por la dilatación de los poros y por proceso activado de sudoración

Retrasa el envejecimiento al favorecer una mayor oxigenación de la piel

Mejora el estado del sistema nervioso y cardiovascular, tanto por su efecto relajante como por la aceleración metabólica debido a la aplicación de calor controlado.

La aplicación de calor local y los masajes ayudan con los problemas musculares o de articulaciones

Ayuda con las enfermedades de las vías respiratorias

Imagen no disponible
Imagen no disponible | Montaje

BENEFICIOS PARA LA MENTE

Un baño caliente proporciona relax y nos aleja de la ansiedad y el estrés. El baño mejora la calidad del sueño y es muy recomendable en casos de insomnio.

Si nos encontramos cansados el baño nos aportará energía mental debido a su efecto vigorizante.

Si además, aprovechamos los minutos de silencio y relajación para pensar en cosas agradables y planes positivos de futuro, el baño nos aportará un gran bienestar mental y emocional.

Hamman Al Andalus  en Madrid
Hamman Al Andalus en Madrid | Hamman Al Andalus en Madrid