La obesidad infantil es una enfermedad cada vez más extendida. La OMS estima que 42 millones de niños, menores de cinco años, sufren obesidad o tienen sobrepeso en el mundo. La obesidad afecta al correcto desarrollo de los niños y puede provocar el desarrollo de enfermedades cardiovasculares en el futuro y diabetes de tipo 2.

En España, 2 de cada 10 niños padecen obesidad infantil o sobrepeso, según la última Encuesta Nacional de Salud.

Además, un estudio recientemente publicado ha revelado que, una parte de los padres españoles reconoce que sus hijos no toman suficientes piezas de pescado, fruta y verduras a la semana, y en ocasiones abusan de alimentos precocinados. Por otro lado, esta investigación explica que, los niños de ahora llevan una vida más sedentaria.

Unos hábitos saludables basados en una alimentación equilibrada y ejercicio evitarán que nuestros pequeños sufran obesidad infantil y se conviertan en mayores con enfermedades cardiovasculares y problemas del corazón.