MEDIDA APROBADA EN EL SENADO

MEDIDA APROBADA EN EL SENADO

Los huérfanos por violencia de género cobrarán una pensión de 600 euros

Los hijos de las víctimas de violencia de género tendrán derecho a una pensión por orfandad mínima de 600 euros, después de que el Pleno del Congreso haya dado el visto bueno a la proposición de ley.

Niña
Niña | Archivo

Los 335 diputados presentes en la Cámara han emitido 334 votos a favor y uno en contra del texto que ha llegado del Senado.

De las cuatro enmiendas del PP que había incorporado la Cámara Alta, sólo se ha rechazado -con 200 votos en contra y 135 a favor- la que incluía como beneficiarios de esas prestaciones a los hijos de funcionarias de clases pasivas, es decir, aquellas que se mantienen en ese régimen desde antes de 2011.

Unas mejoras que supondrán una prestación mínima de unos 600 euros -ahora son 140- para los hijos de víctimas que no hubieran cotizado o no cumplieran los requisitos mínimos -500 días en los últimos 5 años-.

Y para los huérfanos que sí las perciben, se les aumenta del 52 al 70 % el cálculo de la base reguladora de las madres -y al 118 % si hay más de un beneficiario-, con lo que se asegura que reciban ese mínimo de 600 euros al mes.

Estas pensiones tendrán un efecto retroactivo desde 2004, cuando se aprobó la Ley Integral de Violencia de Género, aunque en el texto no se ha incluido que se concedan estas ayudas a otros huérfanos absolutos -cuando el menor se queda sin padre y madre- por cualquier otra circunstancia, como han reclamado varios partidos.

En el texto, se incluye que el Gobierno realice en el plazo máximo de tres meses desde la entrada en vigor de esta modificación en la ley un estudio para analizar otros casos de orfandad absoluta, como en accidentes de tráfico, para que reciban prestaciones de idénticas cantidades. Aunque se trata de una disposición adicional que se paraliza al convocar elecciones.

Tendrán derecho a las pensiones que hoy se aprueban los hijos de las víctimas que en el momento de la muerte sean menores de 21 años o estén incapacitados para el trabajo, aunque se podrán mantener hasta los 25 años cuando estén estudiando o no tengan recursos.

Para la diputada del PSOE Ángeles Álvarez esta proposición es el "ejemplo de una ley que da sentido el trabajo parlamentario y a la política", si bien ha lamentado la demora de dos años para lograr salir adelante.

"El espíritu del Pacto de Estado contra la violencia machista no debe abandonar esta Cámara pase lo que pase en las próximas elecciones. Sería una temeridad cuasi criminal romper el consenso alcanzado y dejar a las víctimas a la intemperie, expuestas a los linchamientos del radicalismo machista", ha alertado.

Los representantes políticos han celebrado esta medida, al igual que la Fundación ANAR (de ayuda a niños y adolescentes en riesgo), que ha destacado que se eleva "considerablemente" la cuantía de la pensión, que el acceso a esta prestación es automático y se desvincula de la necesidad de cotización, y su carácter retroactivo.

| Madrid | 22/02/2019

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.