El Gobierno pondrá en marcha, con la mayor brevedad posible, un instrumento de cribado universal que permite detectar de manera precoz y efectiva a posibles víctimas de violencia machista en el Sistema Nacional de Salud (SNS) y la Atención Primaria.

Son muchas las mujeres que no pueden o no quieren acudir a las instituciones en busca de ayuda, pero sí lo hacen en su médico de cabecera. Por este motivo, Igualdad considera urgente la puesta en marcha de esta medida.

Se trata de una iniciativa que se incluye en el plan de modernización del Pacto de Estado contra la violencia de género que el Ministerio puso en funcionamiento en verano y que ya cuenta con el 80% de sus medidas desarrolladas.

En este sentido, durante las próximas semanas, Igualdad presentará la nueva guía de actualización de todos los protocolos de actuación contra la violencia de género. Además, se ha aprobado por unanimidad de todas las CCAA un nuevo título habilitante para las mujeres víctimas.

Esta medida abre más puertas a las instituciones y permite que las mujeres puedan acceder a sus derechos reconocidos como víctimas de una manera más efectiva. También se está trabajando con el Ministerio de Educación para que las cuidadoras no profesionales se puedan acreditar como tal.