Hace unos días, Google anunciaba a través de su blog para desarrolladores de aplicaciones que reforzaba los requisitos de transparencia sobre uso de datos para aquellas aplicaciones que quisieran estar en Google Play. A partir del segundo trimestre de 2022, todas las aplicaciones- también las desarrolladas por Google- que quieran estar en Google Play tendrán que indicar qué información recopilan y almacenan y cómo se utilizan esos datos en esta nueva sección de seguridad. Con esta medida, el gigante tecnológico busca aumentar la seguridad y la confianza de su plataforma de distribución de aplicaciones: “Esta sección de seguridad en Google Play ayudará a los usuarios a conocer qué información recopila la app y cómo la usa, cómo protege esos datos y otros detalles que afecten a la privacidad de los usuarios”.

¿Cómo puedo acceder a la información de seguridad de los datos en Google Play?

Aunque la obligatoriedad de esta medida no se hará efectiva hasta verano, muchas aplicaciones ya están implementándola, por lo que los usuarios ya podemos consultar la información de seguridad de los datos en Google Play. Para ello, tenemos que seguir los siguientes pasos:

1.Entrar en Google Play

2.Introducir el nombre de la aplicación en el buscador (la tengamos o no descargada e instalada)

3.Clicar en la ficha de la aplicación

4.Ir a la sección “Seguridad de los datos” y clicar en la flecha

5.Aquí ya podemos revisar la información ofrecida por el desarrollador de la aplicación: datos compartidos, datos que se recogen y prácticas de seguridad

¿Qué significan las secciones de la sección de seguridad de los datos de Google Play?

Una vez dentro de “Seguridad de los datos” encontraremos la información clasificada en tres grupos:

Datos compartidos: en esta sección el desarrollador nos indica qué información del usuario recopila y con qué finalidad lo hace. Por ejemplo, las aplicaciones pueden compartir con terceros el correo electrónico para que recibas publicidad segmentada al mismo.

Datos que se recogen: en esta sección el desarrollador de la aplicación define todos los datos que recoge y almacena, además de para qué los recoge. Esta sección es importante ya que especifica qué información es necesaria para que la app funcione y cuál es opcional.

Podemos reforzar nuestra privacidad si después eliminamos los permisos para que la app tenga acceso a esa información opcional.

Prácticas de seguridad: en esta sección el desarrollador nos indica otras medidas que afectan a nuestra privacidad o a la protección de nuestros datos. Por ejemplo, aquí se indicará si puedes pedir la eliminación de tus datos al desarrollador. También podemos conocer si el desarrollador utiliza métodos como el cifrado para la transferencia de datos.

Al final de la sección encontrarás un enlace que te lleva a la política de privacidad del desarrollador; si después de revisar la sección “Seguridad de los datos” de Google Play todavía tienes dudas sobre cómo la aplicación gestiona tu información, sigue el enlace y revisa las políticas de privacidad de la misma.