En la actualidad, uno de cada cuatro fallecidos en siniestros viales no llevaba puesto el cinturón de seguridad. Los datos de 2021 arrojan un incremento del 4% del no uso de este sistema entre las personas fallecidas en turismo y furgoneta, respecto a 2019

La reforma de la Ley de Tráfico y Seguridad Vial ha aumentado a 4 los puntos que se pierden por no llevar el cinturón de seguridad puesto, al igual que ocurre si el sistema de retención infantil no se usa de forma adecuada.

El aumento de vigilancia por parte de los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil y las policías autonómicas y locales se llevará a cabo en todo tipo de vías y con todos los medios disponibles, entre los que destacan los helicópteros de la DGT y las 216 cámaras de control instaladas en vías convencionales, autopistas y autovías.

Esta campaña se suma a la organizada por ROADPOL (Red Europea de Vigilancia de Carreteras) que, dentro del espacio de la Unión Europea, quiere incidir en la importancia de estos sistemas de retención.