EN ASTURIAS

EN ASTURIAS

La osa Villarina reaparece, 9 años después de ser atropellada, acompañada de una cría

La osa Villarin ha aparecido en los montes de Somiedo (Asturias) al cuidado de un osezno después de sufrir un accidente hace 9 años.

La osa Villarina reaparece, 9 años después de ser atropellada, acompañada de una cría
La osa Villarina reaparece, 9 años después de ser atropellada, acompañada de una cría | Agencias

Los trabajos de seguimiento del oso pardo que conjuntamente desarrollan miembros de la Guardería del Principado de Asturias y FAPAS, han conseguido identificar a este animal. 

FAPAS ha explicado que se sabía que Villarina había sobrevivido perfectamente al trabajo de reintroducción después de  haber sido devuelta a la naturaleza en los montes de Somiedo en el año 2008. Pero aún con sus nueve años de edad nunca se había podido confirmar que la osa recuperada de un posible atropello en una carretera de Somiedo, hubiera tenido descendencia.

Este verano, la localización y control de una osa acompañada de una cría en una zona de muy difícil acceso y forestal permitió  observarla y obtener fotografías en el crepúsculo, dando como resultado que la osa en cuestión era la liberada hace ya más de ocho años.  

Ahora se especula que Villarina haya podido reproducirse en años anteriores, pero dado el terreno que utiliza y la presencia de otras hembras cercanas que también tienen crías, la osa haya pasado desapercibida durante todos estos años o confundida con otras hembras. 

Para el FAPAS identificar este ejemplar con crías, cierra un ciclo importante en la conservación del oso pardo, pues es la primera vez que se consigue reintroducir con éxito en la naturaleza pequeñas crías de oso pardo y recuerda además la organización que intentos en otros países como Rusia siempre han dado malos resultados.  

Destaca además el FAPAS que las características orográficas del hábitat osero en Asturias y su cercanía a los núcleos habitados de alta montaña donde abundan los alimentos que los osos pueden obtener, posiblemente hayan propiciado esta readaptación de Villarina a la naturaleza, pues durante los últimos años, se la vio con frecuencia alimentarse de frutos en estos entornos.

Hazte Eco | Agencias | Madrid | 04/08/2016

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.